Página de inicio Página de inicio
AstraZeneca

Citalopram Stada
citalopram


Prospecto: información para el usuario


Citalopram Stada 20 mg comprimidos recubiertos con película EFG


Lea todo el prospecto detenidamente antes de empezar a tomar este medicamento, porque contiene información importante para usted.

- Si experimenta efectos adversos, consulte a su médico o farmacéutico incluso si se trata de efectos

adversos que no aparecen en este prospecto. Ver sección 4.


Contenido del prospecto:

  1. Qué es Citalopram Stada y para qué se utiliza

  2. Qué necesita saber antes de empezar a tomar Citalopram Stada

  3. Cómo tomar Citalopram Stada

  4. Posibles efectos adversos

  5. Conservación de Citalopram Stada

  6. Contenido del envase e información adicional


  1. Qué es Citalopram Stada y para qué se utiliza


    Citalopram Stada es un medicamento antidepresivo que pertenece al grupo de los “inhibidores selectivos de la recaptación de serotonina”.


    Citalopram está indicado en:

    • Tratamiento de la depresión y prevención de recaídas.

    • Tratamiento del trastorno de angustia con o sin agorafobia.

    • Tratamiento del trastorno obsesivo compulsivo.

  2. Qué necesita saber antes de empezar a tomar Citalopram Stada No tome Citalopram Stada

    • Si es alérgico al citalopram o a alguno de los demás componentes de este medicamento (incluidos en

      la sección 6).

    • Si está tomando otros medicamentos que pertenecen a un grupo llamado inhibidores de la monoaminooxidasa (IMAO). Los IMAO incluyen medicamentos como fenelzina, iproniazida, isocarboxazida, nialamida, tranilcipromina, selegilina (empleados en el tratamiento del Parkinson), moclobemida (utilizado para el tratamiento de la depresión) y linezolid (un antibiótico).

    • Si padece desde el nacimiento algún tipo de alteración del ritmo del corazón o ha sufrido alguna vez algún episodio de este tipo (esto se observa con el electrocardiograma, una prueba que sirve para evaluar cómo funciona el corazón).

    • Si está tomando medicamentos porque padece alguna enfermedad que altera el ritmo del corazón.

    • Si está tomando medicamentos que pueden llegar a afectar el ritmo del corazón.


      Consulte también la sección “Uso de Citalopram Stada con otros medicamentos” que se encuentra más abajo.


    • Si tiene episodios maníacos o trastorno de angustia.

    • Si padece insuficiencia hepática o renal. Su médico puede necesitar ajustar la dosis.

    • Si padece diabetes. El tratamiento con citalopram puede alterar el control glucémico. Puede necesitar un ajuste de la dosis de insulina y/o de hipoglucemiantes orales.

    • Si padece epilepsia. El tratamiento con citalopram debe suspenderse si se presentan convulsiones o si se produce un aumento en la frecuencia de las convulsiones (véase también la sección 4 "Posibles efectos adversos").

    • Si padece algún tipo de trastorno hemorrágico o si está embarazada (ver “Embarazo, lactancia y fertilidad”)

    • Si tiene un nivel disminuido de sodio en sangre.

    • Si está recibiendo tratamiento electroconvulsivo.

    • Si padece o ha padecido algún problema de corazón o ha sufrido recientemente un infarto cardiaco.

    • Si cuando está en reposo su corazón late despacio (esto se conoce como bradicardia) y/o cree que su organismo puede estar teniendo perdidas de sal por ejemplo porque ha tenido diarrea y vómitos intensos durante varios días o porque ha usado diuréticos (medicamentos para orinar).

    • Si ha notado que los latidos de su corazón son rápidos o irregulares o ha sufrido desmayos o mareos al incorporarse desde la posición de sentado o tumbado. Esto podría indicar que tiene alguna alteración del ritmo del corazón.

    • Si tiene un problema con la dilatación de las pupilas oculares (midriasis).


      Consulte a su médico, incluso si cualquiera de las circunstancias anteriormente mencionadas le hubiera ocurrido alguna vez.


      Algunos medicamentos del grupo al que pertenece citalopram, (llamados ISRS/IRSN) pueden causar síntomas de disfunción sexual (ver sección 4). En algunos casos, estos síntomas persisten después de suspender el tratamiento.


      Algunos pacientes con enfermedad maníaco-depresiva pueden entrar en una fase maníaca. Esta se caracteriza por un cambio de ideas poco común y rápido, alegría desproporcionada y actividad física excesiva. Si usted experimenta esto, contacte con su médico.


      Síntomas tales como inquietud o dificultad para sentarse o permanecer de pie (acatisia) también pueden ocurrir durante las primeras semanas del tratamiento. Informe a su médico inmediatamente si usted experimenta estos síntomas.


      Información especial relacionada con su enfermedad


    • Inhibidores no selectivos de la monoaminooxidasa (IMAOs) conteniendo fenelzina, iproniazida, isocarboxazida, nialamida y tranilcipromina como sustancias activas. Si usted ha tomado alguno de estos medicamentos deberá esperar 14 días antes de empezar a tomar citalopram. Al finalizar el tratamiento con citalopram, usted deberá esperar 7 días antes de tomar alguno de estos medicamentos.

    • Inhibidores selectivos reversibles MAO-A conteniendo moclobemida (utilizado para el tratamiento de la depresión).

    • El antibiótico linezolid.

    • Litio (utilizado para la profilaxis y el tratamiento del trastorno maníaco-depresivo) y triptófano.

    • Imipramina y desipramina (ambos usados para tratar la depresión).

    • Inhibidores irreversibles MAO-B, conteniendo selegilina (utilizada para el tratamiento de la enfermedad de Parkinson); éstos aumentan el riesgo de efectos adversos. La dosis de selegilina no debe exceder de 10 mg al día.

    • Metoprolol (utilizado para la presión sanguínea elevada y/o enfermedad cardiaca); los niveles sanguíneos de metoprolol se incrementan pero no se han observado signos del efecto aumentado o efectos adversos del metoprolol.

    • Sumatriptán y medicamentos similares (utilizados para tratar la migraña) y tramadol (utilizado en el dolor grave) incrementan el riesgo de efectos adversos, si usted tiene algún síntoma inusual utilizando esta combinación, debe ver a su médico.

    • Cimetidina cuando se usa a dosis elevadas (utilizada para tratar la úlcera de estómago); los niveles de citalopram en sangre pueden estar aumentados, pero no se ha comunicado aumento de los efectos adversos de citalopram.

    • Fluconazol (utilizado para tratar infecciones por hongos)

    • Medicamentos que afectan la función plaquetaria (por ejemplo algunos fármacos antipsicóticos, ácido acetilsalicílico (utilizado para el dolor), fármacos antiinflamatorios no esteroideos (utilizados para la artritis); aumentan ligeramente el riesgo de alteraciones hemorrágicas.

    • Hierba de S. Juan (Hypericum perforatum) (un remedio a base de plantas medicinales utilizado para la depresión); la administración concomitante con citalopram puede aumentar el riesgo de efectos adversos.

    • Mefloquina (utilizado para tratar la malaria), bupropión (utilizado para tratar la depresión) y tramadol (usado para tratar el dolor grave) debido a un posible riesgo de disminuir el umbral para las convulsiones.

    • Neurolépticos (medicamentos para tratar esquizofrenia, psicosis), debido a un posible riesgo de disminuir el umbral para las convulsiones, y antidepresivos.

    • Antiarrítmicos clase IA y III, antipsicóticos (ej. derivados de la fenotiazina, pimozida, haloperidol), antidepresivos tricíclicos, determinados agentes antimicrobianos (esparfloxacino, moxifloxacino, eritromicina IV, pentamidina, medicamentos contra la malaria particularmente halofantrina), ciertos antihistamínicos (astemizol, mizolastina).

    • Medicamentos que disminuyen los niveles de potasio o magnesio en sangre ya que ello incrementa el riesgo de sufrir alteraciones del ritmo cardíaco, que suponen un riesgo para la vida. No tome citalopram si está tomando medicamentos porque usted ya padece alguna enfermedad que altera el ritmo del corazón o si está tomando medicamentos que por ellos mismos pudieran llegar a afectar el ritmo del corazón. Si tiene dudas sobre este tema consulte a su médico.


    Toma de Citalopram Stada con alimentos, bebidas y alcohol

    Citalopram puede tomarse con o sin alimentos (ver sección 3. “Cómo tomar Citalopram Stada”).


    Se ha observado que citalopram no aumenta los efectos del alcohol. Sin embargo, es aconsejable evitar el consumo de alcohol durante el tratamiento con citalopram.


  3. Cómo tomar Citalopram Stada


    Siga exactamente las instrucciones de administración de este medicamento indicadas por su médico o farmacéutico. En caso de duda, consulte de nuevo a su médico o farmacéutico.


  4. Posibles efectos adversos


    Al igual que todos los medicamentos, este medicamento puede producir efectos adversos, aunque no todas las personas los sufran.


    Los efectos adversos suelen desaparecer después de algunas semanas de tratamiento. Por favor, tenga en cuenta que muchos de los efectos también pueden ser síntomas de su enfermedad y por lo tanto mejorarán cuando usted empiece a sentirse mejor.


    Algunos pacientes han notificado los siguientes efectos adversos graves.

    Si usted tiene alguno de los siguientes síntomas debe dejar de tomar citalopram y ver a su médico inmediatamente.


    • Fiebre elevada, agitación, confusión, temblores y contracciones repentinas de músculos; pueden ser signos de una situación poco común denominada síndrome serotoninérgico que se ha notificado con el uso combinado de antidepresivos.

    • Si nota hinchazón de la piel, lengua, labios o cara, o tiene dificultades respiratorias o de deglución (reacción alérgica).

    • Sangrados inusuales incluyendo sangrados gastrointestinales.


      Efectos adversos raros pero graves (Pueden afectar hasta 1 de cada 1.000 personas):


      Si usted tiene alguno de los siguientes síntomas debe dejar de tomar citalopram y acuda a su médico


    • Hiponatremia: nivel bajo de sodio en sangre que puede producir cansancio, confusión y contracción muscular.

    • Latidos del corazón rápidos e irregulares o sensación de desmayo puesto que podrían ser síntomas de un problema grave del corazón conocido como Torsade de Pointes.


      Los siguientes efectos adversos son generalmente leves y normalmente desaparecen después de algunos días de tratamiento. Por favor, sea consciente de que varios de los efectos mencionados abajo pueden ser síntomas de su enfermedad y por tanto mejoraran cuando usted empiece a encontrarse mejor.


      Si los efectos adversos son molestos o duran más que algunos días, consulte a su médico.


      La sequedad de boca incrementa el riesgo de caries. Por tanto, debe cepillarse los dientes más a menudo de lo habitual.


      Efectos adversos muy frecuentes (Pueden afectar a más de 1 de cada 10 personas):

    • Tendencia al sueño.

    • Dificultad para dormir.

    • Aumento de la sudoración.

    • Sequedad de boca.

    • Náuseas (sentirse mareado).

    • Cefalea


      Efectos adversos frecuentes (Pueden afectar hasta 1 de cada 10 personas):

    • Disminución del apetito.

    • Agitación.

    • Disminución de la conducta sexual.

    • Ansiedad.

    • Nerviosismo.

    • Estado confusional.

    • Sueños anormales.

    • Temblores.

    • Hormigueo o entumecimiento de manos o pies.

    • Mareos.

    • Alteración de la atención.

    • Zumbidos en los oídos (tinnitus).

    • Bostezos.

    • Diarrea.

    • Vómitos.

    • Estreñimiento.

    • Erupción.

    • Dolor muscular y articular.

    • Los hombres pueden experimentar problemas con la eyaculación y erección.

    • Las mujeres pueden experimentar dificultad para alcanzar el orgasmo.

    • Fatiga.

    • Fiebre.

    • Escozor en la piel.

    • Disminución de peso.


      Efectos adversos poco frecuentes (Pueden afectar hasta 1 de cada 100 personas):

    • Trastornos hemorrágicos cutáneos (aparición de hematomas con facilidad).

    • Aumento del apetito.

    • Agresividad.

    • Despersonalización.


    • Alucinaciones.

    • Manía.

    • Desmayos.

    • Pupilas dilatadas.

    • Latidos cardiacos rápidos.

    • Latidos cardiacos lentos.

    • Urticaria.

    • Pérdida de pelo.

    • Erupción cutánea.

    • Sensibilidad a la luz.

    • Dificultades para orinar.

    • Hemorragia menstrual excesiva.

    • Hinchazón de brazos y piernas.

    • Aumento de peso.


      Raros (Pueden afectar hasta 1 de cada 1.000 personas):

    • Convulsiones.

    • Movimientos involuntarios.

    • Alteraciones del gusto.

    • Sangrado.

    • Hepatitis.

    • Fiebre


      Frecuencia no conocida (no puede estimarse a partir de los datos disponibles):

    • Pensamientos de hacerse daño a sí mismo o pensamientos de quitarse la vida, véase también la sección "Advertencias y precauciones"

    • Reducción de plaquetas en sangre, que aumenta el riesgo de sangrado o cardenales (hematoma).

    • Hipersensibilidad (rash).

    • Reacción alérgica grave que provoca dificultad para respirar o mareos.

    • Incremento de la cantidad de orina excretada.

    • Hipocaliemia: nivel bajo de potasio en sangre que puede producir debilidad muscular, contracciones o ritmo anormal del corazón.

    • Crisis de angustia.

    • Chirriar de dientes.

    • Inquietud.

    • Movimientos musculares anormales o rigidez.

    • Acatisia (movimientos involuntarios de los músculos).

    • Alteraciones de la visión.

    • Presión sanguínea baja.

    • Sangrado de la nariz.

    • Trastornos hemorrágicos incluyendo sangrado de piel y mucosas (equimosis).

    • Hinchazón repentina de piel o mucosas.

    • Erecciones dolorosas.

    • Flujo de leche en hombres y en mujeres que no están en período de lactancia.

    • Período menstrual irregular.

    • Pruebas de la función hepática alteradas.

    • Hipotensión ortostática (descenso importante de la tensión arterial que se produce cuando un individuo se pone de pie).

    • Se ha observado un aumento del riesgo de fracturas óseas en pacientes tratados con este tipo de

      medicamentos.

    • Ritmo cardíaco anormal.

    • Sangrado vaginal abundante poco después del parto (hemorragia posparto), ver “Embarazo, lactancia y fertilidad” en la sección 2 para más información.


    Comunicación de efectos adversos


  5. Conservación de Citalopram Stada


    Mantener este medicamento fuera de la vista y del alcance de los niños. Este medicamento no requiere condiciones especiales de conservación.

    No utilice este medicamento después de la fecha de caducidad que aparece en el envase después de CAD. La fecha de caducidad es el último día del mes que se indica.


    Los medicamentos no se deben tirar por los desagües ni a la basura. Deposite los envases y los medicamentos que no necesita en el Punto SIGRE image de la farmacia. Pregunte a su farmacéutico cómo deshacerse de los envases y de los medicamentos que no necesita. De esta forma, ayudará a proteger el medio ambiente.

  6. Contenido del envase e información adicional Composición de Citalopram Stada

titanio (E171) y triacetato de glicerol.


Aspecto del producto y contenido del envase

Citalopram Stada 20 mg son comprimidos recubiertos con película. Los comprimidos son blancos, redondos, recubiertos lenticulares y con ranura en una cara. Se presenta en envases de 28 o 56 comprimidos.

Titular de la autorización de comercialización y responsable de la fabricación Titular de la autorización de comercialización

Laboratorio STADA, S.L. Frederic Mompou, 5

08960 Sant Just Desvern (Barcelona)

España info@stada.es


Responsable de la fabricación

Laboratorios Alter, S.A. Mateo Inurria, 30

28036 Madrid España


Este prospecto ha sido revisado en Diciembre 2020